El perro de raza Rottweiler fue tiroteado por un agente de la policía local en Segur de
Calafell.

La acusación popular ejercida por la asociación de “Abogados en Defensa Animal
de Tarragona” (ADAT), solicita la pena de prisión de un año y medio e inhabilitación
especial de cuatro años para el ejercicio de profesión, oficio o comercio que tenga
relación con los animales y para la tenencia de animales.

Semanas después de los hechos ocurridos en Barcelona donde la perra de un
indigente, de nombre SOTA, fue matada a tiros en plena calle en una actuación policial, se
repitieron unos hechos similares en el municipio de Segur de Calafell. Una patrulla de la
Policía Local se personó en la Urbanización Valdemar a requerimiento de un vecino que
observó como un perro de raza rottweiler vagaba por la calle. El perro finalmente fue
abatido por uno de los agentes quien alegó que se sintió amenazado por el animal.

A raíz de estos hechos la Asociación ADAT presentó una denuncia el pasado 14 de
enero de 2019 por lo que consideraba una actuación desproporcionada ante un animal
que según declararon diferentes testigos en sede judicial no era agresivo y además era
habitual verlo vagando por las calles. Por ello, la Asociación de abogados como acusación
popular, y tras más de dos años de instrucción, considera que dichos hechos constituyen
un delito de maltrato animal con resultado de muerte tipificado en el art. 337.3 del Código
Penal.

La Fiscalía por su parte pide el sobreseimiento provisional de la causa por la vía
penal, y la defensa la libre absolución y el archivo.

Aina Paredes, la abogada que ha llevado la acusación en nombre de ADAT,
considera que “los testigos han confirmado que Shaitan no era un perro agresivo” y que
“la actuación policial no cumplió con los debidos protocolos y actuaron de forma
totalmente desproporcionada y sin los medios ni formación suficientes”. Dichas
afirmaciones están además avaladas por la pericial aportada en autos y emitida por Marcos J. Ibañez, reconocido experto en modificación de conducta canina y
comunicación, que concluye que no puede considerarse que Shaitan fuera un perro
agresivo.

La Asociación ADAT reivindica que no se pueden tolerar que actuaciones así
queden impunes dado que además suponen un precedente muy peligroso y crean alarma
social.

 

Abogados en Defensa Animal Tarragona
A.D.A.T es una associación sin ánimo de lucro formada exclusivamente por abogados en
ejercicio con el objeto de protegir los derechos de los animales en el ámbito jurídico.